Su red de campeones debe ser una combinación equilibrada y representativa de personas que reflejen la cultura de su lugar de trabajo. La combinación correcta de personas, como los programas de bienestar exitosos, deben reflejar una imagen integral, en lugar de una que se centre exclusivamente en la salud física.

Tenga bien en claro a quién está buscando

Hay diferentes definiciones de la palabra “campeón”. Para la mayoría de las personas, lo primero que uno piensa acerca de esta palabra es un campeón de atletismo. Tal vez sea Cristiano Ronaldo haciendo su épica celebración cuando hace un gol después de haber ganado un campeonato. Pero “campeón” también tiene otro significado, uno más difícil de imaginar: es una persona que lucha en nombre de aquellos que no podrían hacerlo por sí mismos. Escogen una causa digna, se ponen a trabajar y no se detienen hasta alcanzar su meta. El campeón del bienestar que está buscando debe combinar rasgos de ambos tipos de campeones.

Si bien el campeón de atletismo podría no ser exactamente lo que está buscando, su actitud firme sí lo es. Lo mismo ocurre con el campeón que lucha por una causa. La determinación de este campeón de mejorar la vida de los demás es una característica que todos sus campeones del bienestar deberían tener.

La Asociación para la Gestión de Recursos Humanos define una red de campeones del bienestar como “un grupo de empleados que trabaja para mejorar la salud y la cultura del lugar de trabajo en conjunto con un programa de bienestar patrocinado por la empresa”.

Ambas definiciones de la palabra “campeón” los caracteriza. Son una muestra representativa de los empleados que están claramente entusiasmados con ser campeones de todas las facetas de su programa de bienestar. Son campeones que comparten la tenacidad y la determinación para alcanzar las metas de bienestar, como el mismo Cristiano.

Sin importar si la meta es volver a jugar en una Copa Mundial, o simplemente dejar de fumar, sin duda ambas pueden requerir del mismo nivel de determinación. Encontrar a estos campeones puede ser un gran desafío. Así es como debería comenzar.

Características de un campeón del bienestar

La inclinación natural es pensar en los atletas de su empresa. Es un buen lugar para comenzar, pero no olvide nuestra otra definición de campeón. No se detenga. Estos campeones son mucho más difíciles de encontrar. No es necesario que las personas que busca estén en forma.

Considere a alguien que desea dejar de fumar. Su éxito podría ser tan inspirador para otros fumadores como para cualquier fanático de Cristiano Ronaldo por sus numerosos logros. Sus campeones no tienen que ser el próximo Ronaldo, pero es útil compartir su determinación y su deseo de alcanzar el bienestar.

Las personas a las que se acerque tendrán mucho en común. Recuerde que se convertirán en la imagen de su programa y en el contacto más visible y accesible para sus compañeros de trabajo. Deben ser apasionados por el bienestar, por naturaleza o, mejor aún, participantes entusiastas de su programa. Son extrovertidos, con un gran interés en el liderazgo, y se sienten cómodos convirtiéndose en modelos positivos para los demás.

Cómo elegir un campeón del bienestar en la oficina

Al momento de evaluar a los candidatos a campeones de bienestar, asegúrese de ir más allá de su equipo de recursos humanos. La meta debe ser crear un grupo integral y diverso de campeones de diferentes niveles y departamentos para representar a su programa.

Por último, (bastante obvio, pero muy importante) los campeones deben estar al día con el programa de bienestar al que representan y saber muy bien de qué se trata. Ser campeones del bienestar implica que los compañeros de trabajo los abordarán con preguntas y comentarios en cualquier momento, por lo que deberán conocer los matices de su programa, así como Ronaldo entiende de fútbol. También ayuda a garantizar que podrán recomendar nuevas maneras de mejorar su programa de bienestar o aumentar la participación.

Su red de campeones debe ser una combinación equilibrada y representativa de personas que reflejen la cultura de su lugar de trabajo. La combinación correcta de personas, como los programas de bienestar exitosos, debe reflejar una imagen integral, en lugar de una que se centre exclusivamente en la salud física.

La clave para crear la combinación correcta de campeones del bienestar es, nuevamente, identificar a las personas de sus oficinas que encajen en ambas definiciones de la palabra “campeón”. Como campeones, serán capaces de motivar a los empleados a participar y compartir sus experiencias.

(Visited 62 times, 1 visits today)

Comments

comments