Saber cómo controlar el absentismo en el trabajo es un gran desafío para el mercado español. Según datos de la Asociación de Mutuas de Accidentes de Trabajo (Amat) el coste total del absentismo en 2016 ha superado los 72.500€ (millones de euros), un 15% más que en 2015.

Dejando a parte los números, el absentismos tiene un coste que no podemos  dejar pasar, los efectos de una baja laboral. Esto no solo impacta en el trabajo de la persona que se encuentra ausente, también afecta al equipo, incluso puede llegar ocasionar disrupción en el entorno laboral.

Los costes de reemplazar a alguien en la plantilla y los problemas de productividad reducida, pueden perjudicar substancialmente a la empresa si el problema se pasa por alto. La plantilla es el recurso más valioso de la empresa, pero al fin y al cabo son humanos, y de vez en cuando necesitan tiempo para descansar sin pensar en el trabajo. Sin embargo, las bajas laborales impactan en la cuenta de resultados de la empresa, por ello es necesario entender los motivos de su existencia.

Las 5 mayores causas del absentismo a corto plazo son:

  • Enfermedades leves.
  • Estrés.
  • Problemas musculoesqueléticos.
  • Enfermedades mentales.
  • Responsabilidades relacionadas con la família.

Las 5 mayores causas del absentismo a largo plazo son:

El estrés es una de las mayores causas del absentismo a largo plazo y también lo son las condiciones médicas agudas, como por ejemplo ictus, infarto o cáncer.

  • Estrés.
  • Condiciones médicas agudas.
  • Enfermedades mentales.
  • Problemas musculoesqueléticos.
  • Dolor de espalda.

Midiendo el absentismo

Es importante ser capaz de calcular el absentismo para así administrarlo de manera efectiva. El primer paso es implementar un sistema que grabe el horario de llegada y salida, así como las ausencias. Esto no solo ayuda a realizar un seguimiento de lo que está pasando, también es útil para organizar la cobertura o la transferencia de los deberes en el caso de enfermedad a largo plazo – de esta forma se alivia la presión sobre los otros trabajadores.

Para saber la tasa de absentismo de tu empresa tienes que calcular cuantos días del mes trabaja cada persona y multiplicar este valor por el número de empleados. Estés atento y ajuste los cálculos para la parte de la plantilla que no trabaja a tiempo completo. Haciendo esta cuenta, el resultado representa las horas netas que los trabajadores deberían cumplir en su puesto de trabajo y con este datos ya podremos calcular la tasa de absentismo. Más abajo puedes ver un ejemplo.

La tasa de absentismo es calculada por las horas netas menos el número de ausencias (incluyendo horario de salida anterior si es el caso). Para encontrar el porcentaje solo hay que dividir el número de horas perdidas por el número de horas que el equipo tendría que haber trabajado y multiplicar el resultado por 100.

Vamos a ver un ejemplo:

Tu empresa tiene 20 empleados que trabajan 6h/día, 20 días/mes.

El cálculo sería el siguiente: 20 (empleados) x 6 (horas de trabajo/día) x 20 (días del mes)  = 2400 horas/mes.

Si uno de cada 10 empleados faltan una vez al mes para calcular los días perdidos por horas hariamos el siguiente calculo: 2 x 6= 12 horas de perdida de trabajo/ productividad.

Por lo que la Tasa de absentismo sería:  12 / 2.400 x 100 = 0,5% de tasa de absentismo

como reducir los costes de salud y absentismo en tu empresa

(Visited 78 times, 1 visits today)

Comments

comments

This post is also available in: América Latina (MX, CL, AR) Brasil France Italia United Kingdom United States